sábado, 29 de marzo de 2014

Libro de monstruos españoles de Ana Cristina Herreros


Libro de monstruos españoles  recoge cuentos cuyo principal protagonista es un monstruo. En él encontramos una colección de cuentos seleccionados por Ana Cristina Herreros en una bella edición de Siruela con ilustraciones de Jesús Gabán, que fue merecedora del premio al Libro mejor ilustrado en el 2008.


En este libro podemos encontrarnos multitud de monstruos que, bajo una u otra forma, entraron a formar parte de los cuentos tradicionales.
Aquí podéis ver algunos de ellos dibujados por las alumnas y alumnos de 4º, 5º y 6º de Educación Primaria, teniendo como modelo las ilustraciones de Jesús Gabán.


Uno de estos monstruos es el dragón, que representa el miedo y la fascinación por las tinieblas, uno de los más conocidos en estos cuentos es el dragón de las siete cabezas.



La rana encantada, a quien ayuda una sirena para conseguir su aspecto humano, nos muestra que no todos los monstruos son horrorosos y malvados; la sirena al igual que las ninfas son seres amables que representan los poderes femeninos del agua: la creación y la vida.





El hombre del saco sería un ser sucio y oscuro que va siempre con su saco al hombro, es designado como un monstruo de los pueblos por ese miedo que tienen a los nómadas las sociedades sedentarias.
La mano negra representa a un ser tenebroso de bosques y cuevas, que puede hacer peticiones difíciles de llevar a cabo, aunque no quede más remedio que acatar su voluntad.




El cíclope, ser monstruoso de un solo ojo, que ya encontramos en La Odisea de Homero, como un monstruo también asentado en una cueva.
Y el basajaun, señor de los bosques, que representa la fascinación por lo salvaje, lo primitivo.



El culebro y la culebra, que pueden ser gigantescas y vivir tanto en la tierra como en el agua, incluso aparece en algunos cuentos volando y echando fuego, como los dragones.
De todos conocidos es el hombre lobo, lobishome en Galicia, que comparte rasgos de hombre y de lobo,es un monstruo muy típico de los lugares montañosos, su transformación a veces se produce por una maldición de la madre o el padre.



Y muchos más como el oricuerno, el grifo, la arpía,el nuberu, el gigante… y tantos y tantos otros que debemos rescatar del olvido para que no desaparezca ni su nombre, ni su forma, ni dónde viven, ni cuáles son sus costumbres.


Y esto precisamente es lo que llevamos haciendo estos últimos meses, recordar: nos acercamos a cuentos en que aparecen monstruos, les ponemos rostro y en esta actividad concreta les damos la forma de las comunidades autónomas (las alumnas y alumnos de 4º y 6º de Primaria han sido los encargados de hacerlo sobre la silueta preparada por las mamás).
Ellas también nos ayudan a sujetarlos sobre cartón para darles consistencia.





Y se pegan con velcro sobre el mapa mudo que previamente habían preparado.



¡¡Y mirad que mural más impresionante!!
¡¡Y qué manera tan divertida de aprender geografía!!



Para terminar, lo hacemos con otro de los monstruos que aparecen en este libro, la lamia, con rostro de mujer y pies de yegua, de pato o de gallina (según el punto de la geografía española en que se cuente). Representa el miedo a lo femenino llevado al extremo. En el libro encontramos el romance de "La Serrana de la Vera" donde aparece este personaje
El grupo folk extremeño Acetre canta este romance (es un poco distinto al del libro, ya sabéis que esto puede pasar cuando hablamos de tradición), es muy normal que sean cantados, y me pareció muy adecuado traerlo a esta entrada. A ver si os gusta.




Esperamos que sigáis disfrutando con los cuentos.

Como siempre muchísimas gracias a las mamás que nos ayudan a realizar estas actividades y a los profes y alumnos que las acogen con tanto entusiasmo.

Un cordial saludo

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada